N° 27. 1. Año 2023



26 de enero de 2023
    1. Introducción

Los estudios de psicología han estado presentes de una u otra forma en las instituciones educativas superiores de nuestro país desde principios del siglo XX. En esos primeros  años, concretamente, en 1902 se crea una cátedra de Psicología Experimental  en la Sección de Naturales de la Facultad de Ciencias de la Universidad Central (Tortosa-Pérez et al., 2021). Posteriormente, en 1948 tiene lugar la creación del primer departamento de Psicología Experimental en el seno del Instituto Luis Vives de Filosofía del Consejo Superior de Investigaciones Científicas-CSIC. El interés por la psicología va floreciendo en las universidades españoles hasta que en 1979 el RD 1652/1979 regula la creación de las Facultades de Psicología independientes. Curiosamente ese mismo año ve la luz la Ley 43/1979 de creación del Colegio Oficial de Psicólogos (COP) y finalmente, 11 años más tarde el RD 1428/1990 estableció el título universitario oficial de Licenciado en Psicología.

Desde entonces y hasta el actual Grado en Psicología estos estudios profundizan en los conocimientos y capacidades para la comprensión de los fundamentos del comportamiento humano y de las dinámicas interpersonales y sociales. Los profesionales en el ámbito de la psicología están capacitados para abordar problemas de salud mental en pacientes y para acompañar y asesorar a personas en la mejora de las relaciones interpersonales, del rendimiento y de la calidad de vida. El compromiso con los principios éticos y deontológicos de la profesión de psicólogo/a siempre debe regir cualquier intervención.

Aunque, obviamente, no hay un perfil único del profesional de la psicología destacan entre las características personales y académicas de estos profesionales el compromiso social y ético, la capacidad de análisis y la curiosidad científica, la habilidad para las relaciones interpersonales, la asertividad y la escucha activa, la capacidad de trabajo en equipo y de resolución de problemas y toma de decisiones, entre otras.

 El ejercicio profesional de la psicología se desarrolla en cuatro grandes áreas de aplicación que definimos a grandes rasgos:

-Psicología clínica: orientada al estudio, evaluación y tratamiento de los problemas de comportamiento.

-Psicología educativa: dirigida a la detección y evaluación de trastornos escolares y al apoyo en procesos de enseñanza-aprendizaje.

-Psicología del trabajo: dedicada a tareas de selección y formación del personal y mediación en el ámbito de las empresas y las organizaciones.

-Psicología de la intervención social: vinculada a los programas sociales y a problemáticas que impliquen actuaciones comunitarias.

Respecto a las salidas profesionales de la psicología estas son múltiples. Si bien, estos estudios están fuertemente vinculados al ámbito sociosanitario y muchos profesionales ejercen su labor en hospitales, centros de salud mental, centros de tratamiento e intervención en adicciones, centros de apoyo y/o residenciales de personas con discapacidad, centros gerontológicos, etc. no son el único ámbito de intervención. Encontramos también profesionales de la psicología en el ámbito social ejerciendo funciones relacionadas con los servicios sociales y jurídicos, servicios de orientación; en el ámbito educativo desarrollando tareas en centros educativos formales y no formales, en el ámbito laboral en empresas y organizaciones; en el ámbito de la investigación desempeñando funciones en centros universitarios y de investigación, etc. En la actualidad los profesionales de la psicología encuentran cada vez más salidas laborales y perfiles más específicos encontrando un hueco donde aportar conocimientos y recursos de intervención en áreas tan diversas como el marketing, el deporte, la ergonomía, la seguridad vial, la criminología y el medio ambiente entre otros. Por ello, podemos prever que en un futuro seguirán surgiendo a nivel social y laboral nuevas demandas para los profesionales de la psicología.

Tal y como comentamos previamente, en 1979 se da luz verde a la creación del Colegio Oficial de Psicólogos (COP) con el objetivo de velar por el adecuado nivel de calidad de las prestaciones profesionales de sus colegiados ofreciendo para ello, y entre otras acciones, formación continuada. En el caso de nuestra región se constituye la Delegación Norte del COP en 1980, cuyo ámbito territorial estaba formado por Asturias y Cantabria (Secades, 2001). El 30 de junio de 1998 se crearon, por segregación de dicha Delegación, las Delegaciones de Asturias y Cantabria. Se inicia así la andadura del Colegio Oficial de Psicólogos del Principado de Asturias. Años más tarde, con la publicación de la Ley 7/2005, de 13 de mayo se constituye el Consejo General de Colegios Oficiales de Psicólogos como órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos y de los Consejos Autonómicos aglutinando a  23 entidades.

    1. Ámbitos y especialidades de actuación vinculadas con el bienestar social

Los profesionales de la psicología están capacitados para afrontar con garantías los problemas surgidos de las nuevas realidades sociales e investigar en los distintos campos de la psicología. Concretamente, la Psicología de la Intervención Social, tal y como la define el COP, ha ido desarrollando procedimientos e instrumentos para tratar de evaluar e intervenir sobre procesos sociales complejos y dinámicos que aborden no sólo el componente individual y/o grupal sino también las estructuras sociales, políticas, económicas, etc. Exponemos ahora resumidamente algunos de los principales ámbitos de actuación vinculados con el bienestar social.

En primer lugar, no hay duda de la relación entre la salud y el bienestar social partiendo de la base de que una buena salud mental impulsa el bienestar social y que esta relación es recíproca. En el ámbito de la psicología la perspectiva psicosocial pone el foco de atención en los problemas sociales (discriminación, violencia, exclusión, etc.), estos tienen su origen en condiciones sociales desadaptativas y comportamientos disfuncionales de origen social. Por ello, su intervención requiere de cambios en las actitudes, valores y estilos de vida de la persona. Así, los profesionales de la psicología trabajan en el diseño y puesta en marcha de programas de cambios de actitudes, prevención de conductas de riesgos y promoción de estilos de vida saludables, entre otros.

En segundo lugar, la psicología social tiene como objetivo de estudio la calidad de vida, por ello desde esta área se investiga y potencia el desarrollo de programas de intervención dirigidos a aumentar la calidad de vida y herramientas para su evaluación, principalmente mediante intervenciones comunitarias.  Estos programas se dirigen a colectivos diversos en situación de vulnerabilidad como personas con discapacidad, personas de avanzada edad, población rural, mujeres víctimas de violencia de género, adolescentes en riesgo de exclusión social, infancia en situación de acogimiento, población inmigrante, personas reclusas, personas sin hogar, etc.

    1. Compromiso de participación en el Think Tank Socialasturias

El profesional de la psicología en el ámbito de la intervención social vinculado a la promoción del bienestar social debe asumir un compromiso ético global basado en el cumplimiento de los derechos humanos y las libertades de los individuos y de los pueblos. Su objetivo prioritario es la consecución de una mayor calidad de vida de los colectivos con los que interviene y el bienestar de las comunidades. Por ello, la herramienta Think Tank Socialasturias es una oportunidad para multiplicar los canales por los cuales la psicología puede beneficiar a la sociedad. Esta herramienta permite la generación de oportunidades de crecimiento y formación entre diversas disciplinas facilitando así el desarrollo de intervenciones directas en la población asturiana.

    1. BIBLIOGRAFÍA

Ley 7/2005, de 13 de mayo, por la que se crea el Consejo General de Colegios Oficiales de Psicólogos, 115, 14 de mayo de 2005, https://www.boe.es/buscar/pdf/2005/BOE-A-2005-7873-consolidado.pdf

Psicología de la Intervención Social, consultado el 9 de diciembre de 2022, https://www.cop.es/perfiles/contenido/is.htm

Real Decreto 822/2021, de 28 de septiembre, por el que se establece la organización de las enseñanzas universitarias y del procedimiento de aseguramiento de su calidad, 233 , 3 de agosto de 2011  https://www.boe.es/eli/es/rd/2021/09/28/822/con

Secades, R. (2001). Historia de la delegación de Asturias del COP. Papeles del Psicólogo, (79), 16-20.

Tortosa-Pérez, M., Santolaya, J. y Santolaya, F. (2021). Psicología y profesión en España. Los primeros años del Colegio Oficial de Psicólogos. Papeles del Psicólogo42(2), 105-118.

Universidad de Oviedo. (2022). Grado en Psicología. https://psicologia.uniovi.es/infoacademica/grados/-/asset_publisher/NR6k/content/grado-en-psicologia?redirect=%2Finfoacademica%2Fgrados